Doctor

Se siente el final, se siente el fin del camino cuando las cosas no salen como tendrían. Espero en la puerta de ese consultorio la salida de ese médico que dice tener la solución a mi problema. Pero sigo sintiendo que todo se termina. Llueve y el frio penetra mis huesos, tiritan mis dientes y el ruido  estridente de ellos me sucumben en la noche que ha perdido la luna.

Noches enteras bajo la luz tenue de mi casa, entre alcohol y cigarros, a la espera de la muerte que me busca y no me encuentra aunque la espere sentada en este sillón, incomodo sillón. Veo pasar los años como una sucesión de días rutinarios, oscuros días rutinarios. Nada nuevo, nada me sorprende en esta vida sin sentido. ¡No tener el coraje para matarme! Pero no, no lo tengo, el arma cargada en el primer cajón de la mesa de luz, en la esquina, al lado de la cama. Es una pieza vacía, oscura. Y ese doctor que no sale de su consultorio, ¿será que no estoy ahí? ¿Qué no existe tal doctor?

Y una radio, y una tango, me amargan más la noche, donde el frio no deja de penetrar en mis huesos. Solitaria mi cama sin ella que ya no está: por borracho me dejo, por loco me dejo. Pero ¿no entedes el problema que tengo? No, por eso te dejó. Ahí, en ese instante un payaso, con ojos de rana, me habla dentro de mi oreja.  Ese payaso, mi único amigo, que no contesta mis preguntas. Y la oscuridad, y la luz tenue de mi velador. Mi pieza sola. Un cigarro se consume y un vaso a medio beber, de whisky con hielo, son los únicos en este frio lugar.

Pienso en llamar una puta que me consuele, pero no vale la pena, no tengo dinero. El olor nauseabundo del ropero me deprime y descompone, y el doctor que no sale. Las pastillas sin efecto se acumulan en mi estómago. Y vuelvo a pensar en la puta, pero nada, no salen de la única planta  que hay dólares de sus ramas. Las palabras se mezclan, las líneas se entrecruzan y escribo una canción para ella que me dejo. No la canto. El payaso en mi oreja se ríe.

En el rincón de la pieza se abre el primer cajón y sale flotando  esa pistolita, ese revolver que me invita, pero no tengo el coraje. Ella me dejo por el alcohol. ¡Qué vida de mierda!, me mata el aburrimiento y la rutina de la nada. Tomo el teléfono y marco 321 para ver si el doctor me atiende pero no hay teléfono que resista semejante locura. Y el frio me carcome. Marco 456 para llamar a una puta, morocha, voluptuosa, pero el número no corresponde a un abonado en servicio. Otro cigarro se pierde en el cenicero. El payaso se me ríe en la cara.

Me encuentra la mañana tirado en el piso, ebrio, mareado, todo sucio. Perdido en el piso, trato de incorporarme, tarea imposible. Pierdo el equilibrio y caigo, me arrastro hasta al baño, abro, desde el piso, la ducha  y me meto, así, con ropa. Me desmayo por el frio. Me despierto sin saber cuánto tiempo ha pasado. ¡y el doctor!, no hay pastillas que alcancen.  Bajo el lavamanos una botella de vodka me invita y no me puedo negar. La tomo suave del cuello y le beso la boca y su saliva me destruye el hígado. Me pierdo luego de la mitad.

Caminando, luego, en ese estado, por la calle siento que la gente me observa, mi ropa sucia y mojada, mi cara destrozada y las ojeras hasta la garganta. Un policía se me acerca y al preguntar si me encuentro bien le pregunto por el doctor, que no sabe me contesta. Sigo caminando y la gente complota para matarme a mis espaladas. Pero la muerte no me quiere llevar. Llego a las vías del tren y este que no viene para pasar por encima  de  mi cabeza.

Asi es la vida, asi de asquerosa es que ni la muerte se atreve a perderse este espectáculo de verme sufrir con mi cirrosis, pero peor aun con mi desamor.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s