Mujer

Indescifrable, mujer eres tú. Tu cuerpo, tu envase. Difícil es saber que pasa por tu mente, difícil. Eres un “rompecabezas” que nunca se completa, nunca se resuelve. Mujer eres “bicho raro”. Por tus poros expeles sexo pero eres asexual. Mujer que eres tímida y, a la vez, para complicar las cosas, resuelta. Mujer que quemas mi cabeza. Mujer que enloqueces mi alma. Caminas zigzagueando, de aquí a allá, tu cadera se mueve. Ese es el sol, el centro de mi galaxia, giro, como la tierra pero, sin orbita a tu alrededor.

Mujer que eres rara, con orgasmos y gemidos, imperceptible por veces; alaridos como de diez mil hombres por otras. Mujer que me tienes loco, veo en tus ojos estrellas brillantes que me encandilan y hacen que me pierda en la eterna noche de tu boca. Eres, mujer, como las sirenas de la mitología, perdición para mi navío, para mi corazón.

Nunca entiendo tus arranques, nunca entiendo tus muecas. Mujer me traes loco. Dos metros sobre el suelo, te sigo y me pierdo en el aire. Mujer indescifrable que con el tiempo te muestras loca, te muestras serena, te muestras tempestuosa, irritable, alegre, indispuesta, sana. Mujer inentendible. Por momentos me como las uñas por no saber qué hacer, que tocar y que no, cual es el ritmo de tu tambor. Cerca de mí, por momentos, me quemas y es frio, por otros, lo que me congela.

Mujer son tu piernas ligeras y tus manos me fagocitan entre abrazos de placer y apretujones de dolor. Mujer, eso eres, mujer. Por momentos depresiva, con autoestima bajo, casi suicida. Te conviertes en jolgorio y fiesta. Te mueves como gata por tu cama, con movimientos agiles, elásticos, sensuales. Me arañas y mis gritos te enaltecen.

Eres, mujer, Afrodita, diosa del amor y lo sexual. Eres fuente de placeres y dolores. Mujer inexplicable ser. Contradictoria e impaciente. Astuta, bruja. Eres tú, mujer, con tus cabellos como mares indomables en huracanes. Mujer, me desvelas, me cansas, me aturdes, me ensordeces, me apabullas, me enamoras, me debilitas, me consumes. Mujer, me produces mil sensaciones.

Te ofendes, te enojas, te sonrojas, te alteras, pones el grito en el cielo. Eres tierna, eres demostrativa, eres reservada y dentro de ti te encierras. Es limpia, eres pura, eres sucia e impura. Contradictoria, mujer, me elevas dos metros sobre el suelo y me pierdo en el aire.

Gozas de placer y te duermes de aburrimiento. Me miras tiernamente con tus ojos preciosos o clavas tu mirada en mí de forma desafiante. Me alteras, me tranquilizas, me escuchas, me hablas, me gritas, me acaricias, me pegas, me mimas, me besas, me escupes. Mujer eres rara, eres contradictoria. Me enamoras, me atraes, me fagocitas. Me amas, me odias, me extrañas, no te importo. Te preocupas por mí y no. Mujer, eres rara. No dices si, dice si pero no. Eres, como no hay otra. Sucumbo en tus brazos, me dejo llevar por ti y, luego, no puedo escapar. Eres rara. Mujer, el blanco y el negro, el ser y el no ser, todo junto eres tú. Mujer, eres un “rompecabezas” indescifrable.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s