Apabullan la mente las voces de la obscuridad.

Apabullan la mente las voces de la obscuridad,

Sangran en el día las heridas del corazón.

Sufre por las penas la ilusión

Desespera desesperadamente el yo.

Relatan alegoría los maestros

Charlan por doquier los sofistas

Y en medio la fe y la espera de salvación

Cantan, recitan y lloran los poetas

Por sus almas condenadas a la eternidad

De blancos papeles huérfanos sin tinta.

Gritan en las prisiones las voces

Aquellos dolores profundos que,

A lo lejos, se escuchan por doquier.

Sufren, sufren y siguen sufriendo

Las manos gastadas, las voces apesadumbradas.

Y las lagrimas corren por mejillas, vírgenes,

Suaves y dolientes, porosas y blancas.

Y el mar baña de sal a esas lágrimas

Y su espuma cubre los cuerpos desnudos

Que la arena cosquillea al penetrarse.

Y las huellas y las olas golpean,

Golpean fuerte en el pecho de valientes,

De los héroes sus mentes.

Sufrir, sufrir y sufrir de mas…

Anuncios

2 pensamientos en “Apabullan la mente las voces de la obscuridad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s